Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Cómo evitar las chinches de cama en casa

Cómo evitar las chinches en casa

Cómo evitar las chinches en casa

Si en algún momento de tu vida has sufrido la pesadilla de las chinches en casa, lo más que seguro es que no estés dispuesto a pasar por ello otra vez.

Las chinches son unos minúsculos insectos que se alimentan de tu sangre cada noche y que actúan en grupo. Esto quiere decir que tu enemigo no es un solo insecto sino varios. Y si día tras día te levantas con las que parecen unas picaduras, pronto te darás cuenta que se trata de picaduras de chinches.

Lo terrorífico de las chinches es que no se ven. Miden solo 5 milímetros y entre la oscuridad de la noche y el sueño pesado, es prácticamente imposible ver a los responsables de tus dolores de cabeza. Y es que, aunque te levantaras de la cama a encender la luz, en esos escasos segundos ya se habrían escondido otra vez. Pero, mejor no hablemos de historias tristes. Hablemos de la prevención de las chinches en casa.

Cómo prevenir las chinches en el hogar

Evita traer muebles u objetos de la calle

Esto puede parecer lógico, pero mucha gente no toma en cuenta este detalle. La mayoría de estos objetos pueden estar infestados de chinches u otros parásitos que pueden propagarse en nuestro hogar.

Evita el desorden

Lejos de lo que parece, las chinches no consideran la suciedad como un factor clave para alojarse en tu casa. A ellas no les importa en absoluto que la casa esté ordenada o no, pero mientras más desorden haya, más lugares tendrán para esconderse. Por eso, no les hagas el trabajo fácil a las chinches. Procura que tu hogar se mantenga ordenado y limpio. De esta manera, limitarás los puntos donde puedan esconderse.

Sella ranuras o lugares donde se puedan esconder

Y no olvides prestarle atención a todas las ranuras que encuentres. Será mejor que las selles para evitar que se escondan en esos lugares. Cualquier fisura o hendidura podría traer problemas. Así que, manos a la obra. Es mejor prevenir las chinches que tener que eliminarlas.

Revisa tu ropa y equipaje cuando estés fuera

Ten cuidado si duermes en otro lugar o vas de viaje. Las chinches son expertas trepando por la ropa y quedándose ahí. Les encanta viajar de un lugar a otro y no perderán la oportunidad de pegarse en tus maletas y en tus artículos.

Coloca tus objetos personales en sitios de difícil acceso

Así que, si vas a pasar la noche fuera de casa, deja la maleta en un lugar donde las chinches no puedan escalar. Importante: sus enemigas son las superficies lisas. Como solo usan sus patas para desplazarse porque no vuelan ni brincan, la porcelana o el cristal les dificulta increíblemente dicha labor.

No dejes de seguir este tipo de consejos para prevenir las chinches en un viaje, porque los traslados internacionales son los principales responsables de las plagas de chinches. Tampoco se te ocurra dejar la ropa en las gavetas, ya que las esquinas de los cajones son lugares ideales para que las chinches se escondan. Mejor coloca la ropa en perchas. 

Mantén limpia las sábanas y almohadas 

Tal y como su nombre indica, a las chinches de cama les encantan los dormitorios. Tienen una especial afición por dormir cerca de sus víctimas. La higiene de la ropa de cama es clave en este punto. Un cambio periódico de las sábanas será altamente beneficioso para prevenir las chinches de cama. Estamos hablando de un periodo de una semana entre muda y muda de la cama. La idea es que, además de eso, laves la ropa de cama con abundante agua caliente. Las altas temperaturas son las enemigas de las chinches ya que no resisten estar mucho tiempo expuestas a un calor fuerte.

Pon al sol el colchón y las almohadas

De vez en cuando debes poner el colchón y las almohadas al sol. Como ya mencionamos, el calor elimina las chinches, así que escoge el día más soleado del verano para sacar tus ropas al aire libre. Además, se trata de algo también bastante higiénico porque pasar muchos años con el mismo colchón y en el mismo lugar, no es una opción genial.

Cómo evitar las chinches de cama según la ciencia

Cómo evitar y prevenir que las chinches de cama entren en casa

Un estudio realizado en una universidad británica llegó a la conclusión que uno de los aspectos que más atrae a las chinches de cama es el olor de los humanos, y es ese olor es el que se impregna en la ropa sucia. Por lo tanto, la ropa sucia es el mejor lugar para la propagación de estos insectos. En ese sentido, mantener una higiene acorde, además de las prendas en buen estado suma muchos puntos en la lucha de mantener alejadas a las chinches. Claro está que muchas veces esto no es suficiente, sobre todo por el estado actual de globalización que se vive, lo cual dificulta mucho más la efectividad de cualquier método que se pueda aplicar para prevenir su aparición. Mientras haya un alto tráfico de personas (sistema de transporte con ropa sucia), mayores probabilidades de encontrar chinches habrá.

Para evitar que las chinches invadan nuestra ropa dentro del equipaje, cuando estemos fuera de casa en algún hotel, los investigadores recomiendan algo muy sencillo que se debe hacer: colocar el equipaje o las maletas en un lugar alto, dado que estos insectos no pueden saltar o escalar con facilidad. En caso de que no haya la posibilidad de poner en alto el equipaje, recomiendan mantener la ropa sucia en una bolsa cerrada herméticamente, esto debería ayudar a enmascarar el posible olor que emanen.

Es de suma importancia mantener el equipaje lejos de la cama.

Como alternativa, los investigadores recomiendan colocar la ropa sucia lo más cerca posible a la calefacción. Pues aseguran que el calor es el remedio más eficaz contra las chinches de cama.

Cómo evitar que las chinches te muerdan por la noche

La primera precaución se debe aplicar en el propio dormitorio, tomar las medidas correctas para evitar la aparición de chinches de cama, pero si ya están dentro, hay que aplicar todos los métodos o remedios que correspondan de inmediato para eliminarlas.

Coloca cinta adhesiva en las patas de la cama

Uno de los métodos para evitar que las chinches lleguen a la cama y te muerdan por la noche, consiste en colocar cinta adhesiva en las patas de la cama, ya que por ahí es donde suben hacia el cuerpo de la persona que descansa. Las chinches quedarán pegadas en la cinta sin posibilidad de seguir ascendiendo.

Alejar la cama de las paredes

También es necesario que no coloques la cama pegada a la pared, ya que por ahí podrían trepar las chinches. El objetivo principal es mantenerlas alejadas y quitarles toda posibilidad de ascender o subir a la cama.

Cómo evitar que las chinches de cama entren en casa

Los muebles que se consigan en la calle, sin ser bien pulidos, son un riesgo latente de entrada de chinches en la casa. Lo mismo ocurre con los bolsos o mochilas, ya que por lo general las personas lo llevan a todos los lugares. En este último escenario, lo que se recomienda es no colocarlos precisamente en las camas o los sitios donde las personas se sientan. Ya que son los lugares favoritos para que estos insectos hagan de las suyas. Suele ser algo complicado de hacer, ya que prácticamente hay chinches en todas partes, y más con la proliferación que existe en los últimos años, sin embargo, se pueden tomar aunque sea medidas mínimas para evitarlo.

Remedios para prevenir la aparición y propagación de chinches de cama en casa

Limpieza general

Las principales medidas de prevención para que los chinches de cama no invadan el hogar, radican en la limpieza que se puedan hacer de los distintos espacios, aunque puede resultar reiterativo, pero es el remedio principal.

Revisar almohadas, colchones y cortinas

Hay que revisar de manera muy minuciosa las almohadas, colchones y cortinas. Es una tarea que se debe cumplir día tras día. En caso de notar la presencia de chinches, por muy pocos que parezcan al principio, se deben intentar erradicarlas de inmediato.

Lavar las prendas

Lavar las sábanas y demás prendas de forma periódica, ayudará a tener un mayor y mejor control sobre la posibilidad de que prolifere esta plaga.

Arpirar

De igual forma, aspirar semanalmente todas esas rendijas que pudieran servir de escondite, resulta vital para prevenir que su presencia se pueda extender no solo en una habitación, sino también en el resto de la casa.

  • Comenta el artículo